fbpx

¿Qué es el cólico del bebé lactante?

cólico lactante

12 Oct ¿Qué es el cólico del bebé lactante?

Es un problema muy común en los bebés recién nacidos, más del 30% de los lactantes lo padecen.  También se le conoce con el nombre como: cólico de los tres meses, cólico vespertino o cólico de gases. Se produce cuando el lactante llora desconsoladamente sin razón alguna. El cólico se inicia después de las tomas, aunque puede producirse en cualquier momento, siendo más frecuente durante la tarde o la noche y puede durar más de dos horas.

Estos malestares aparecen a partir de la primera semana de vida y se extenderán durante los tres primeros meses con una frecuencia diaria. Pueden venir acompañados por la flexión de piernas sobre el abdomen y la flexión de brazos, pero también puede apretar los puños, hacer muecas, irritabilidad en general y emisión de gas intestinal.

¿Cuáles son las causas del cólico?

  • Aumento en la producción de gas intestinal o incapacidad para su correcta eliminación.
  • Una mala técnica de alimentación, en la que el lactante traga demasiado aire.
  • Inmadurez del sistema nervioso y digestivo.
  • Ansiedad de los padres percibida por el bebé.
  • Sobrealimentación.
  • Intolerancia a la leche infantil o la leche materna.

¿Cómo prevenirlo?

  • Tener cuidado con la postura que se adopta a la hora de dar el pecho o biberón.
  • Intentar que coma a gusto y se coja bien al pecho o a la tetina del biberón.
  • Permitir que el bebé expulse el aire después de cada toma.
  • Al terminar, es importante incorporar al niño durante unos instantes hasta que eructe.

¿Qué hacer si el bebé tiene cólico?

  • No obligarle a comer, ya que provocaría un dolor mayor.
  • Es importante mantener la calma para poder transmitírsela al niño y llevarlo al pediatra, al menos una vez, para comentarle el problema.
  • El chupete ayuda a tranquilizarle para evitar que con el llanto prolongado ingiera más aire que con la comida. Muchas veces el bebé con cólico quiere succionar ya que le alivia y le reconforta haciendo que tenga movimientos peristálticos que le ayudará a deshacerse de sus gases.
  • Lo mejor es calmar su estado con el contacto físico, empleando los movimientos rítmicos de los brazos o la cuna. También se puede utilizar el portabebés, ya que la posición vertical les alivia. Resulta beneficioso una sesión de masajes en el vientre con movimientos suaves y en el sentido de las agujas del reloj.
  • Apoyarse en elementos externos como una luz tenue, música suave, sonidos continuos o incluso en el silencio.
  • Darle un baño de agua templada para ayudarle a relajarse.

De todas maneras, hay que recordar que el cólico es pasajero y normalmente no le causará ningún daño físico al bebé, sólo le incomodará.

Conoce nuestras novedades

Suscríbete a nuestra newsletter y conoce todas las novedades y nuestros últimos POSTS

Estoy de acuerdo con el tratamiento de mi información personal a través MailChimp ( Más información )

Nosotros nunca venderemos tu dirección de correo electrónico. Puedes eliminar tu suscripción en cualquier momento.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies